Menu
Actualidad

La cuádriple hélice y los Living Labs en salud

Si hay algo que hemos aprendido tras muchos años desarrollando proyectos innovadores en el ámbito del e-Health es la importancia de la implicación de los usuarios en el proceso de creación. 

Cuando desde una empresa tecnológica como Insati nos enfrentamos a un nuevo reto en el ámbito sanitario, nos damos cuenta de que dedicamos gran parte de nuestros esfuerzos a identificar aquellas tecnologías disruptivas que harán del nuevo desarrollo algo único y diferencial. Inteligencia artificial, Machine Learning, Blockchain, Robótica, Realidad virtual, BigData, Computación Cuántica,… son alguna de las tendencias tecnológicas a las que, de una manera u otra, se trata de buscar acomodo en las diferentes propuestas. 

En parte, esta situación viene motivada por la necesidad de defender en las diferentes convocatorias de I+D la novedad que supone el proyecto con respecto al estado del arte tecnológico, algo que en ocasiones hace perder el foco de lo que debería prevalecer sobre los demás factores: La propuesta de valor que ofrecemos al usuario final.

El concepto de la triple hélice, entendido como la participación en el proceso de innovación de la universidad, las empresas y los gobiernos, es algo que se viene aplicando desde hace años en los proyectos de I+D+i en el ámbito europeo. Está probado que la combinación del conocimiento de estos tres agentes hace que el impacto de los proyectos sea sensiblemente superior al que se obtiene de una idea surgida exclusivamente en el seno de una organización. Sin embargo, sigue faltando el actor principal alrededor del cual debería pivotar todo el proyecto: Las personas

Es en este escenario donde surge el paradigma de la cuádriple hélice, entendido como un modelo de innovación abierta en el que participan colaborativamente universidad, gobiernos, empresa y personas. Un modelo de trabajo en equipo donde se fomenta la colaboración y el intercambio de ideas aplicando metodologías como por ejemplo Desing Thinking.

Es por ello que en Insati procuramos desde hace años incorporar a los usuarios a nuestro proceso de creación, como en el proyecto Avecen, que contamos con la inestimable colaboración de organizaciones como AFAGA, APROPARK o Parkinson Galicia-Coruña

Esta necesidad adquiere gran importancia en un sector como el sanitario, donde el éxito de los productos pasa necesariamente por la aceptación de los usuarios, especialmente de aquellos con mayores dificultades para hacer uso de la tecnología, como es el caso de las personas de avanzada edad o usuarios con diversidad funcional.

Y para poder aplicar de manera efectiva este modelo surgen los Living Lab, ecosistemas de innovación abierta centrados en el usuario y basados en un enfoque sistemático de co-creación por parte del usuario, integrando procesos de investigación e innovación en comunidades y entornos de la vida real. 

Es por ello que iniciativas como European Network of Living Labs (ENoLL) o la Red de Living  Labs de Salud de Galicia (LABSAÚDE), que proporcionan instalaciones de co-creación y participación de los usuarios, se erigen como instrumentos de gran valor para el ecosistema de innovación.

, , , , , , , ,
  TOP